Inicio Tecnología 2017 Actualidad 2017 Apple se expande en China

Apple se expande en China

apple store

El gigante tecnológico Apple abrió en Pekín su mayor tienda en Asía, la sexta en el territorio chino y la tercera que la firma estadounidense en la capital, informó la agencia oficial Xinhua.

Con un área de 2,300 metros cuadrados y más de 300 empleados, la tienda recién inaugurada está en la céntrica calle pequinesa de Wangfujing, una de las más comerciales, detalló el vicepresidente de la cadena de tiendas de Apple, John Browett, según Xinhua.

Cientos de fanáticos chinos de Apple se congregaron en los alrededores de la tienda y formaron largas colas hasta la 1:00 GMT, cuando el nuevo establecimiento abrió sus puertas.

“Vamos a morder la ‘manzana'”, comentó uno de los clientes, de acuerdo con la fuente.

La firma inventora de famosos productos tecnológicos como el iPhone o el iPad actualmente posee 390 tiendas en todo el mundo y con planes de expandir su presencia aún más en China.

Browett adelantó que su compañía está a punto de abrir un nuevo establecimiento en la ciudad de Shenzhen, en el sur de China, y que en el futuro colocará más de estos establecimientos en todo el país.

A pesar del éxito en sus ventas que las tiendas de Apple tienen en China, la compañía se ha visto afectada por las denuncias laborales y huelgas de chinos que trabajan en empresas socias de ésta y a las que acusan de imponer abusivas condiciones laborales e inclusive, últimamente, de emplear en sus fábricas a menores de edad.

Esta semana, por ejemplo, la firma taiwanesa Foxconn, contra la que frecuentemente ciudadanos chinos hacen denuncias laborales, reconoció que empleó entre sus trabajadores a 500 menores de edad, en una de sus fábricas en China, la de Yantai, en la provincia de Shandong (este), y se disculpó por eso.

Mientras que a inicios de este mes, miles de trabajadores de otra instalación de Foxconn en Zhengzhou (centro), en la que se fabrica el iPhone 5, se declararon en huelga por las abusivas condiciones laborales, lo que paralizó la producción del teléfono de Apple.

La huelga se produjo dos semanas después de que otra planta de la firma, en esa ocasión la de Taiyuan (capital de Shanxi, al norte), tuviese que cerrar durante más de 24 horas tras incidentes en los que se vieron envueltos hasta 2.000 trabajadores y que motivaron el ingreso hospitalario de una decena de ellos.

A principios de septiembre, se produjo un suicidio en las plantas de Foxconn, el segundo tras el acuerdo firmado entre esta compañía y Apple para mejorar la situación de los trabajadores.

El convenio se alcanzó después de que más de un centenar de empleados de la compañía amenazara el pasado enero con suicidarse en masa saltando de un tejado de la fábrica.

Este suceso añadió presión a Apple, que aceptó que la organización independiente Asociación de Justicia Laboral (FLA) efectuase una investigación, la cual desveló que los trabajadores chinos de la compañía trabajan, en ocasiones, más de 60 horas a la semana.

EFE

Opinión