China realiza nueva advertencia a Google

Por Mundo Contact | 12 marzo 2010 | Web

China advirtió a Google, el mayor buscador del mundo, en contra de desobedecer las leyes del país, mientras crecían las expectativas sobre una resolución a la batalla pública sobre censura y ciberseguridad.

El presidente ejecutivo de Google, Eric Schmidt, dijo esta semana que esperaba anunciar pronto el resultado de las conversaciones con las autoridades chinas sobre un buscador libre de la censura en China.

“Google ha expuesto sus argumentos, tanto pública como privadamente”, dijo el ministro chino de Industria y Tecnologías de la Información, Li Yizhong, aunque no confirmó directamente que su ministerio estuviera en conversaciones con Google.

Google amenazó en enero con retirarse del país si no podía ofrecer un buscador sin filtros, después de sufrir ciberataques desde China, al igual que otras 30 firmas.

Si no respetas las leyes chinas

“Si no respetas las leyes chinas, eres poco amistoso e irresponsable, y las consecuencias corren de tu cuenta”, dijo Li a periodistas, en respuesta a una pregunta sobre qué haría China si Google.cn simplemente dejaba de filtrar los resultados de búsquedas.

Li elogió a Google por haber alcanzado alrededor del 30% de cuota de mercado en China desde que lanzó google.cn hace unos tres años, y dijo que podría ampliar su cuota aún más si acataba la ley china.

Dependía de Google quedarse o no en el mercado de China, añadió.

Un tema candente

Funcionarios ministeriales han vacilado entre confirmar y negar que las conversaciones estuvieran teniendo lugar, en respuesta a las reiteradas preguntas de los medios durante la sesión legislativa anual de China.

“Este es realmente un tema candente, es fácil y a la vez difícil responder. Un montón de estas cuestiones no tienen que ver con mi ministerio”, dijo Li.

El Ministerio de Industria y Tecnologías de la Información comparte la supervisión de internet con varios organismos más, aunque aún más burocracia está implicada en temas de inversión exterior, complicando la respuesta del Gobierno chino al desafío de Google.

Fuente: El Economista, México