Inicio Tecnología 2017 Actualidad 2017 Crean revolucionaria batería alcalina en estado sólido

Crean revolucionaria batería alcalina en estado sólido

49

Bill Joy, el gurú de Silicon Valley, lanza la batería alcalina en estado sólido, desafiando a la Litium-Io.

El experto calcula que pronto el mundo dependerá de las baterías y piensa que la alcalina es una forma más inteligente de lograrlo, en lugar de el litio-ion.

Joy, junto con Ionic Materials, informaron de la batería alcalina en estado sólido en la Cumbre de Innovación Energética del Rocky Mountain Institute en Basalt, Colorado, que resulta ser más segura y más barata que la del líder de la industria, el litio-ion.

El atractivo de los alcalinos es que podrían costar una pequeña fracción de las tecnologías de baterías existentes y podría ser más seguro en entornos delicados, como en un avión.

Joy comentó que lo que la gente realmente no se daba cuenta es que las baterías alcalinas se podían recargar, ‘creo que la gente se había rendido’.

Se están previendo por parte del inversor Ionic Materials tres aplicaciones finales para la tecnología de polímeros: electrónica de consumo, automoción y la red eléctrica. Pero Joy reconoció que la tecnología no está preparada para el prime-time. Todavía no se ha comercializado y se necesitan fábricas para producirlo. Podría estar listo para un uso más amplio dentro de cinco años, indicó.

Sin embargo, Logan Goldie-Scott, analista de Bloomberg New en Finance en San Francisco comentó que ‘las mejoras tecnológicas, la escala de fabricación y la competencia entre las principales fabricantes de baterías, siguen conduciendo a los costos hacia abajo. Estaría difícil la competencia para tecnologías alternativas’.

Se estima que la demanda mundial de baterías de iones de litio para los vehículos eléctricos crecerá de 21 gigabitios-hora en 2016 a 3.300 gigavatios-hora en 2030, según Bloomberg New Energy Finance.

‘Incluso, si creciéramos 400% cada año durante una década, no podríamos satisfacer esa necesidad’, dijo Joy. ‘Estamos partiendo de una base cero. No tenemos una fábrica. Tenemos un material revolucionario’.

 Con información de Bloomberg

Opinión