El deporte con wearables no requiere de gimnasios ni entrenadores

El deporte con wearables no requiere de gimnasios ni entrenadores

La aspiración de todos los deportistas es conocer permanentemente su rendimiento y recibir instrucciones en todo momento; la solución está en los wearables

Por Mundo Contact | 2 julio 2015 | Actualidad, Apps y Gadgets, Tecnología

Según la consultora IDC, en 2014 se vendieron más de 19 millones de fitness trackers. Para 2018 se espera que esta cifra se eleve a 118 millones, en un mercado no sólo de usuarios recreativos, sino incluso de deportistas profesionales.

Una gran aspiración de los deportistas competitivos es conocer en todo momento su estado físico y mental, ya sea para tirar un penalty o para correr los 100 metros planos.

En España, la empresa First V1sion es la primera startup que ha creado una camiseta inteligente que lleva una cámara integrada y tiene sensores biomédicos que registran y transmiten información al instante.

‘Nuestro objetivo es meter al espectador en la piel del deportista del mismo modo que los seguidores de la Fórmula 1 disfrutan de la carrera desde el punto de vista del piloto. Otros deportes como el fútbol o el boxeo pueden vivirse de cerca si se usa esta tecnología’, asegura José Idelfonso, CEO de First V1sion.

Sin embargo, el uso de tecnologías no es aún aplicable en competencias oficiales, ya que las entidades responsables no asimilan rápidamente los cambios tecnológicos, además, como opina Xavi Esteve, responsable del cluster de industria deportiva Indescal, ‘el problema reside en que muchas veces los wearables deportivos acumulan datos sin un propósito claro, lo que acaba desmotivando al usuario. Es decir, no es lo mismo contar nuestras calorías si lo que queremos es adelgazar, cuidar de nuestra salud o mejorar nuestro rendimiento y por eso hay que dotar a la tecnología de una nueva capa de inteligencia’.

A continuación se muestran cuatro aplicaciones específicas de Moov en video que permiten conocer en todo momento el estado físico, el rendimiento e incluso recibir recomendaciones precisas y oportunas.

Con información de El País

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *