Hash

Por Mundo Contact | 14 octubre 2012 |

Un “hash” es una función criptográfica que produce una salida de longitud fija (típicamente 128 o 160 bits) a partir de una entrada arbitrariamente larga. Un buen “hash” debe cumplir las siguientes propiedades: a) El resultado final no debe dejar notar ninguna información sobre los datos originales. A todos los efectos, debe parecer aleatorio. b) Dado un resultado determinado, no hay otro sistema aparte de la fuerza bruta para generar datos de entrada capaces de producir dicho resultado. c) Dados unos datos de entrada y su “hash”, no debe haber un atajo (aparte de la fuerza bruta) para generar otros datos de entrada distintos, con el mismo “hash”. Existen muchos algoritmos de “hash”, pero los más populares son MD5 y SHA-1.