Inicio Tecnología Actualidad 2017 La CDMX se vuelve ciudad inteligente por ‘presión extrema’

La CDMX se vuelve ciudad inteligente por ‘presión extrema’

24
ciudad-inteligente-smart-city-nueva-york

La Ciudad de México, junto con Bogotá y Sao Paulo, se han transformado en Smart Cities o Ciudades Inteligentes  debido a ‘presiones extremas’ que enfrentan a diario, sobre todo en movilidad y seguridad, según un estudio que examina la situación de otras 19 metrópolis mundiales.

El Smart City Playbook, encargado por Nokia a Machina Research, analizó los esfuerzos de Gobiernos destacados por incluir la tecnología en su administración, entre ellos los de las ciudades latinoamericanas, y otorga calificaciones a cada uno en aspectos como inteligencia, seguridad y sostenibilidad.

La capital mexicana es la ubre latinoamericana con mayor desempeño, gracias a sus ampliamente conocidos programas de seguridad y control de la calidad del aire, de acuerdo con el informe.

La Ciudad de México obtuvo 3 puntos en la categoría ‘inteligente’, 5 en ‘seguridad’ y 4 en ‘sostenibilidad’, siendo 1 un nivel ‘subdesarrollado’ y 5 ‘altamente desarrollado’, aunque aclara que cada urbe tiene sus particularidades y el desarrollo de tecnologías responde a sus principales desafíos.

Por su parte, Sao Paulo recibió 1, 2 y 2 en las mismas categorías, respectivamente, mientras Bogotá 3, 0 y 3.

Diana Coll, directora de Marketing y Comunicaciones de Nokia para América Latina, atribuye estos resultados ‘no a que una ciudad sea mejor que otra’ sino a ‘un reflejo’ de los intereses de cada urbe por solucionar sus desafíos a través de la tecnología.

El informe destaca, precisamente, la presencia de cada vez más megaciudades latinoamericanas que están implementando la tecnología para enfrentar desafíos como la congestión vehicular, la calidad del agua y del aire, el desarrollo urbano informal o la economía.

Además, resalta los avances latinoamericanos en software predictivo en temas tan complejos como la seguridad, el control medioambiental o el desarrollo de aplicaciones encaminadas a mejorar la experiencia de los ciudadanos en sus trámites gubernamentales, aunque reconoce que aún faltan propuestas concretas.

Las proyecciones contempladas en el estudio hablan de que el 75% de la población global se conectará a servicios TIC hacia 2030, 66% de la población global vivirá en ciudades hacia 2050 y el impacto económico anual del uso de aplicaciones para las ciudades en 2025 llegará a los 1.6 billones de dólares.

El informe analizó la situación de Auckland, Bangkok, Barcelona, Berlín, Bogotá, Bristol, Cape Town, Cleveland, Delhi, Dubai, Jeddah, Ciudad de México, Nueva York, París, Pune, San Francisco, Sao Paulo, Shangái, Singapur, Tokio, Viena y Wuxi.

EFE

Opinión