Inicio Web 2017 La venta de Fotolog ilustra la creciente fuerza de los usuarios latinoamericanos...

La venta de Fotolog ilustra la creciente fuerza de los usuarios latinoamericanos en Internet

En 2002, los ejecutivos de la estadounidense Fotolog Inc. estaban felices cuando empezó a aumentar la cantidad de gente que usaba su sitio Web para compartir fotos. Después, se quedaron perplejos: el crecimiento explosivo provenía de Brasil.

Ayer, Fotolog fue comprada por la francesa Hi Media Group por unos US$90 millones, convirtiéndola en la última adquisición en el sector de los sitios Web de contactos sociales, y la primera cuya base de usuarios está en su mayoría fuera de Estados Unidos.

Los sitios de contactos sociales, donde los usuarios colocan perfiles, conversan o se hacen miembros de comunidades, ya representan casi la mitad de los 10 sitios de Internet más visitados del mundo.

Como el mercado estadounidense se está saturando, la atención se dirige hacia el exterior, en especial hacia mercados emergentes como América Latina, donde el uso de Internet aumenta rápidamente y la competencia es menor.

La venta de Fotolog también revela el creciente papel que juega Brasil en el éxito de Internet. El país sudamericano cuenta con algunos de los usuarios más entusiastas de la Web y actúa como “un indicador líder de las tendencias futuras”, dice John Borthwick, presidente ejecutivo de Fotolog y ex ejecutivo de Time Warner Inc.

Fotolog despegó en Brasil y desde entonces se ha convertido en un gran éxito en Chile y Argentina, donde, dependiendo de las semanas, se sitúa en el primer o el segundo lugar entre los sitios de Internet más visitados. Los usuarios sólo suelen cargar una imagen al día, pero muchas veces pasan muchas horas al mes agregando poemas o comentarios en el sitio, o dejando mensajes para amigos.

Otras compañías también se están fijando en los usuarios latinoamericanos. Hace poco, Myspace, de News Corp., puso en marcha Myspace México, diciendo que buscaba atraer al mercado joven de ese país. Y hace dos semanas inversionistas destinaron US$30 millones a Batanga, una red de contactos sociales para latinos en EE.UU.

El interés en Latinoamérica está impulsado por tendencias demográficas favorables. Sólo alrededor de 18% de la población tiene un acceso regular a Internet, pero esa cifra crece con rapidez estimulada por la creciente clase media de la región.

Muchos servicios de Internet despegan rápidamente en Brasil, dando al país una influencia gigantesca. Por ejemplo, Microsoft Corp. dijo hace poco que los brasileños representan 12% de los usuarios de su MSN Messenger, más que ningún otro país, incluyendo EE.UU.

Sin embargo, Brasil también presenta dificultades especiales. La comunidad Orkut de Google Inc. es el sitio más popular de Brasil, pero prácticamente no se usa en EE.UU. Una parte del problema es que la usan demasiados brasileños. “¡COMENTARIOS SÓLO EN INGLÉS!!!” ruega una comunidad de asiáticos en Orkut.

La reputación de Brasil como fanática de Internet está atrayendo flujos de capital. La firma de capital de riesgo Draper Fisher Jurvetson comenzó hace poco un fondo satélite en Brasil, recaudando US$40 millones con un grupo local, FIR Capital Partners.

Este mes los empresarios interesados en la región se sintieron alentados por la oferta pública inicial de MercadoLibre Inc., una compañía de Buenos Aires, la cual recaudó US$333 millones en una oferta de acciones en el Nasdaq. La compañía al estilo de eBay es el sitio líder de subastas en línea en Chile, Argentina y en Brasil, donde genera la mayor parte de sus ventas.

Sin embargo, todavía es difícil ganar dinero con la Web en los mercados emergentes. No sólo los ingresos per cápita son bajos, sino que los anunciantes locales aún ven la Web con escepticismo y prefieren anunciar en televisión o carteleras. Los anunciantes que sí publicitan en Internet pagan una fracción de las tarifas que se cobran en los sitios de EE.UU.

El interés en Fotolog, la cual dice que prácticamente no ha gastado dinero en marketing, se extendió gracias al boca a boca. A fines de 2003 comenzó a despegar en Chile y después creció exponencialmente en Argentina y México.

A principios de este año, el servicio logró cruzar el Atlántico hacia España y Portugal, donde ha crecido a un ritmo de hasta 20% al mes. Ahora, muchos usuarios de Italia y Alemania se han unido al sitio, lo que llevó a Hi Media a hacer su oferta por comprar esta compañía en la que sólo trabajan 25 personas.

Fuente: The Wall Street Journal 

Opinión