Las conexiones a banda ancha móvil se duplicarán este año

Por Mundo Contact | 16 febrero 2011 | Tecnología

De la mano de smartphones más potentes y tecnologías que dan más velocidad a las redes, se espera que a finales de este año se alcancen mil millones de suscripciones a internet móvil

Durante el Congreso Mundial de Móviles, Ericsson planteó el concepto de “netoworked society”, algo así como la sociedad en red. Según Hans Vestberg, CEO de la empresa, para 2016 la cantidad de datos generados por los smartphones igualarán a los que mueven las computadoras.

Según lo publicado por el diario chileno El Mercurio, este año se alcanzará la marca de mil millones de conexiones a banda ancha móvil –el doble de lo que había al finalizar 2010-, un elemento fundamental para lograr una internet ubicua y que su alcance empiece a eliminar los límites.

El principal foco de crecimiento se dará en Asia, como es de esperarse, y también en América Occidental y Estados Unidos, sumando cerca de 400 millones.

De acuerdo con el diario, este crecimiento se explica especialmente por el aumento del uso de smartphones, que han aumentado notoriamente sus capacidades, y también de laptops y tablets. Por lo mismo, al tiempo que estos nuevos dispositivos continúan su desarrollo, es de esperar que repercuta de manera casi exponencial en el uso de banda ancha móvil.

Si a esto se suma el comienzo de las operaciones de las redes 4G LTE –que ya operan en unos pocos lugares de Europa y Estados Unidos-, tecnología que se caracteriza por la gran potencia que da a las conexiones móviles, la cifra sigue aumentando, ya que los hábitos cambian una vez que se puede estar constantemente conectado. De hecho, según cifras entregadas por Ericsson, una encuesta realizada por Telia Sonera –operador que tiene redes de cuarta generación- un 23% de sus clientes ahora ven más televisión online, y el 46% navegan en internet más frecuentemente cuando están fuera de casa.

HSPA aún tiene mucha vida

Ericsson señaló, por otra parte, que la tecnología 3G tiene todavía mucho camino por recorrer, antes de que las empresas comiencen a migrar a las redes de última generación (4G).

Según demostraciones realizadas por la empresa, las redes HSPA, que se basan en 3G, han alcanzado velocidades de hasta 168 mbps, y con tecnologías levemente inferiores, velocidades de 84 y 42 mbps. En algunos teléfonos móviles, se han logrado conexiones de hasta 21 mbps, algo que los dispositivos actuales todavía no alcanzan. Por lo tanto, las redes actuales todavía tienen mucho que entregarantes de migrar por completo a 4G, lo que no se dará tan rápido, siendo que el entorno todavía no está completamente preparado.

Ericsson espera que, para 2015, habrá 3,800 millones de suscripciones a banda ancha móvil, usando estas tecnologías de forma combinada.

Fuente: El Mercurio