Las telecomunicaciones en México, cuando alcancen al destino

Por Mundo Contact | 11 febrero 2008 | Tecnología

En fechas recientes han aparecido en escena muchos temas y asuntos relacionados con las telecomunicaciones. Para referirme sólo a algunos de estos temas cabe mencionar que tenemos un motor, que es la intención de Telmex de prestar servicios de televisión restringida de paga y la necesaria modificación a su título de concesión, y como consecuencia de esto se han derivado algunos temas muy importantes.

El hecho de que esta empresa pretenda prestar servicios de televisión restringida de paga parece haber ofrecido a la Cofetel la oportunidad de entrar en una negociación que permite ver algo de luz en temas tales como portabilidad y arquitectura abierta de redes e interconexión; es decir, que la misma Telmex realice las adecuaciones y transija en términos y condiciones a costos razonables con los demás operadores en estos aspectos.

La gran noticia es que por fin parece que va a existir la portabilidad en México, o sea que un usuario pueda cambiar de operador de servicios de telecomunicaciones y conservar a la vez el número que tenía con el operador anterior.

También parece que habrá mejores condiciones para obligar a que las empresas que presten alguno de los servicios de telecomunicaciones en convergencia hagan las adecuaciones que se requieran para que puedan interactuar sus redes con las de otro operador y en función de esto existan mejores condiciones respecto a la interconexión con la consecuencia de que cada vez se ofrezcan más y mejores servicios en un régimen de competencia.

Si bien merece un gran reconocimiento la actual administración de la Cofetel por haber entrado a estos temas cruciales para el desarrollo de las telecomunicaciones, no deja de haber algo que lamentar:

¡Parece increíble que después de más de diez años de haber entrado en vigor la Ley Federal de Telecomunicaciones, hasta la fecha no se hayan podido poner en la práctica estos temas!

En cuanto a la portabilidad, el artículo 44 de la ley ordena que los concesionarios de redes públicas de telecomunicaciones permitan la portabilidad de números cuando, a juicio de la secretaría, esto sea técnica y económicamente factible.

Menos mal que a juicio de los funcionarios, en este caso de la actual administración de la Cofetel como autoridad competente, existe la factibilidad técnica y económica de la tan anhelada portabilidad.

Respecto a la interoperabilidad de redes, el artículo 41 de la Ley Federal de Telecomunicaciones ordena a los concesionarios de redes públicas de telecomunicaciones adoptar diseños de arquitectura abierta de red para permitir la interconexión e interoperabilidad de sus redes. Si bien este mandato está sujeto a que la autoridad cumpla ciertos requisitos, tales como elaborar planes técnicos fundamentales para ese efecto, el mandato es muy claro y se debería haber ejecutado hace mucho tiempo.

Probablemente muchos concesionarios no veían la convergencia de servicios dentro de sus planes de negocios hace unos años y por una razón de costos no entraron antes en esta dinámica, no obstante que, por ejemplo, algunos concesionarios, especialmente de telefonía, hayan estado ávidos de entrar en negociaciones con prestadoras de servicios de televisión por cable para tener acceso a la última milla, esto para ingresar en los hogares y oficinas, alternativo a Telmex.

La realidad es que hoy día el mercado se está ajustando y la demanda de servicios obliga a que la norma jurídica se cumpla.

¿Ahora qué sigue?

Llama la atención que los diversos prestadores de servicios y operadores de redes de telecomunicaciones han cambiado sus estrategias comerciales y han migrado a negocios distintos o adicionales a los que originalmente prestaban.

Pero ahora que la convergencia de servicios es cada vez una realidad más palpable y si consideramos la oferta de servicios a los que se puede tener acceso a través de Internet, como por ejemplo video sobre demanda o llamadas e incluso videoconferencias a cualquier parte del mundo a costos ínfimos, ¿qué servicios van a ofrecer las cableras? ¿Van a seguir ofreciendo la programación tradicional o van a migrar a ofrecer servicios de entretenimiento por Internet y además telefonía (por cierto, con la posibilidad de conservar el mismo número que se tenía probablemente con Telmex)? ¿Será razonable y eficiente a uno como usuario mantener a distintos operadores para distintos servicios?

En todo este entramado la mejor de las noticias es que cada vez se ve una mejor actuación tanto por parte de la SCT como de la Cofetel. Si de algo sirven estas conjeturas a los amables lectores, espero que también valgan para extender una felicitación a los funcionarios de la SCT y de la Cofetel y también para conminarlos a pasar la página de los litigios y continuar haciendo cosa útiles para este país y para quienes habitamos en él.

Fuente: El Financiero, Germán Saldívar Osorio, Miembro del Consejo Directivo del Instituto del Derecho de las Telecomunicaciones