Seagull, el barco robotizado para neutralizar minas marinas

Seagull, el barco robotizado para neutralizar minas marinas

El barco robotizado Seagull es capaz de detectar, identificar y neutralizar minas marinas

Por Rafael Ugalde | 12 septiembre 2016 | Actualidad, Tecnología

La compañía Elbit Systems ha producido el barco robotizado Seagull, con la finalidad de detectar, identificar y neutralizar minas marinas.

Con esta nave, se pretende recorrer los mares neutralizando diferentes tipos de minas marinas, como las flotantes, amarradas con un cable o de fondo, pero siempre manteniendo a los marinos lejos de ellas.

Esta pequeña nave que mide unos 12 m no está tripulada y puede navegar de forma teledirigida o autónoma y armada.

Su principal característica es que puede navegar con un ‘alto nivel’ de autonomía durante cuatro días a pleno rendimiento y mantenerse operativo nivel funcional ‘básico’ durante tres días más.

Las minas marinas son ‘armas ciegas’ que no distinguen entre amigos, enemigos y neutrales. Una mina amarrada puede soltarse por la ruptura del cable y convertirse en una mina flotante, recorriendo a la deriva cientos de kilómetros durante meses.

‘A pesar de su pequeño tamaño, el Seagull puede navegar en estados del mar de grado cuatro o de oleaje moderado, con olas de 2.5 metros; y operar en estados del mar de grado 7, con olas altas y medias de 7 y 9 metros’, según Popular Mechanics.

El Seagull respeta las leyes internacionales de navegación aunque pierda el enlace con el centro del control, asegura la compañía. El centro de control embarcado puede controlar simultáneamente dos Seagull desde un centenar de kilómetros.

La nave puede utilizar una serie de instrumentos y subsistemas modulares que le dan una gran versatilidad, por ejemplo, para el desminado puede utilizar robots desechables, pequeños vehículos capaces de sumergirse avanzar y destruir minas marinas detonando cerca de ellas. También puede ir armado con torpedos, detectar y destruir submarinos.

Incluso, esta nave robotizada también puede rescatar víctimas de naufragios y realizar otras tareas encomendadas a las embarcaciones teledirigidas. De hecho, una vez lanzado al mar desde la costa, un barco o un avión, puede navegar propulsado por una turbina hacia las personas o grupos de personas que necesitan auxilio.

Con información de El País

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *