Servicio universal y redes de nueva generación

Por Mundo Contact | 10 septiembre 2007 | Tecnología

Al respecto de las Redes de Nueva Generación (NGN) debe señalarse que en la actualidad la introducción de conectividad de datos sobre la infraestructura ya existente de telecomunicaciones ha incrementado el número y tipo de servicios que los operadores pueden ofrecer.

Asimismo, la banda ancha ha aumentado adicionalmente el ancho de banda disponible para los usuarios, posibilitando que se ofrezcan servicios más complejos y permitiendo que los operadores puedan transmitir de manera combinada datos, videos y servicios de voz. Esta oferta de servicios múltiple play es parte de un modelo de negocios de mediano plazo que constituye el primer paso importante en la consolidación de servicios sobre una infraestructura dada de red.

Sin embargo, en el futuro se podrá observar una segunda consolidación empleando diferentes tecnologías de acceso sobre una red IP única para cada operador, misma que utilizara diferentes equipos terminales; por ejemplo, un usuario podrá observar el mismo video a través de su conexión de banda ancha en su domicilio, su conexión WiMax en su automóvil o a través de su teléfono celular/PDA en un tren mediante una subscripción de pago fijo a una única empresa.

Estas dos consolidaciones son el núcleo de cualquier futura red de próxima generación y de cobertura generalizada que permitirá a los usuarios el accesar los mismos contenidos y servicios de una empresa sobre diferentes tecnologías entrelazadas.

Al respecto, debe observarse que la competencia entre diferentes plataformas y servicios se incrementará conforme el sector de comunicaciones electrónicas converge, así como la tecnología cambia a una basada en el protocolo de Internet y se desplaza hacia nuevos tipos de redes construidas con tecnologías inalámbricas, fibra, cable, comunicaciones a través de red eléctrica (PLC) y satelitales.

Con estos desarrollos tecnológicos y un ambiente más competitivo, las practicas de subsidio cruzado, como las que se observan de las redes telefónicas fijas a las celulares serán insostenibles. Debido a lo anterior, un número creciente de países están empezando a implementar Fondos de Servicios Universales, a fin de que la carga financiera de mantener y expandir la cobertura social de servicios de telecomunicaciones pueda ser compartida de forma más equitativa y flexible entre los diferentes participantes en el mercado.

Sin embargo, conforme la competencia proveniente de fuentes alternativas VoIP, telefonía por cable, correo electrónico, telefonía celular de prepago, llamadas de larga distancia nacional e internacional de prepago, etcétera, se intensifica, también se erosionan los ingresos de los operadores de telecomunicaciones y el financiamiento disponible para el servicio universal.

Por lo anterior, el servicio universal en un ambiente de NGN debe tener objetivos claramente establecidos y necesariamente ser competitivo, tecnológicamente neutral y costo-efectivo. Objetivos tales “tarifas al alcance de los usuarios” y “accesibilidad” pueden lograrse implementando subsidios con poblaciones objetivo definidas, los que permitirían a los consumidores en un ambiente de multiplataformas NGN, el escoger el proveedor y la tecnología adecuada para sus necesidades. Asimismo, bajo condiciones competitivas el uso de subastas bien diseñadas puede introducir incentivos a que los operadores innoven y revelen la verdadera estructura de costos de proveer el servicio universal minimizando de esta forma los subsidios requeridos.

Fuente: El Economista, Fernando Butler, Presidente del Colegio Nacional de Economistas