Inicio Tecnología 2017 Ven desagrado con propuesta de Cofetel para reducir tarifas

Ven desagrado con propuesta de Cofetel para reducir tarifas

La medida de la Cofetel incumple la demanda de fijar un costo por debajo de un peso de forma inmediata, como lo pedían las firmas de larga distancia

Ciudad de México  (5 septiembre 2006).- La reducción gradual de las tarifas de interconexión entre empresas de telefonía fija y móviles dejará insatisfechos a los operadores de ambos sectores, dijeron expertos y representantes de las propias telefónicas.

La principal razón de rechazo a la medida es que incumple la demanda de fijar un costo por debajo de un peso de forma inmediata, como lo pedían las empresas de larga distancia, y las celulares recibirán menos recursos.

“Tiene más de año y medio que Avantel se inconformó con las tarifas de interconexión, pero la Cofetel determinó que bajarán gradualmente, con lo que concesionarios de telefonía móvil seguirán cobrando tarifas muy altas a usuarios de telefonía fija al menos 5 ó 10 años”, dijo Óscar Rodríguez, director general de Avantel.

Añadió que si bien la Cofetel reconoce la necesidad de que bajen la tarifa de interconexión, ésta se fijó de manera poco transparente.

La Cofetel determinó que la tarifa de interconexión se reducirá de la tarifa actual de 1.54 pesos por minuto a 0.90 centavos, en el año 2010.

Las telefónicas de servicio fijo Avantel, Alestra y Axtel argumentan que la tarifa de interconexión está casi 300 por ciento por arriba de su costo real y 50 por ciento por arriba de la tarifa final al usuario.

Por su lado, especialistas señalan que también las empresas de telefonía móvil estarán en desacuerdo porque previamente se había acordado una reducción de la tarifa de 10 por ciento cada año, hasta el 2007, mientras que la resolución de la Comisión contempla una baja mayor.

“La parte de los móviles va a saltar porque los fijos y los móviles habían acordado otra cosa, que la tarifa se iba a reducir 10 por ciento hasta el 2007 y esta reducción es más baja”, aseguró Abel Hibert, ex comisionado económico de la Cofetel.

Ramiro Tovar, académico del ITAM, dijo que si las empresas de telefonía móvil dejan de percibir recursos por la interconexión, podrían sacrificar ofertas comerciales y los subsidios que se aplican a los equipos celulares.

Fuente: Reforma, Verónica Gascón 

Opinión