Inicio Web. Banda ancha móvil desatará nueva batalla en México

Banda ancha móvil desatará nueva batalla en México

Las ofertas y estrategias comerciales de las empresas provocarán en México otra gran batalla por un jugoso negocio, que en cinco años representará 13% de los ingresos totales de los servicios móviles

De manera discreta aún, los servicios de banda ancha móvil se asoman al mercado masivo; sin embargo, por su potencial de adopción, las ofertas y estrategias comerciales desatarán en México otra gran batalla por un jugoso negocio que en cinco años promete representar 13% de los ingresos totales de los servicios móviles.

De acuerdo con César Jiménez, analista senior para las Américas de Pyramid Research, tanto el servicio de acceso desde el teléfono móvil como el de las tarjetas de datos, llegarán a 3% de usuarios al cierre de 2009.

Para 2014, se estima que entre 27% y 30% del total de los clientes celulares tenga alguno de estos servicios, sobre todo el que se obtiene desde el teléfono (browsing), debido a que es un mercado más masivo frente al de tarjetas de datos que está limitado al universo de laptops.

Esto significa que en cinco años 32.9 millones de suscriptores celulares tendrán algún servicio de banda ancha móvil, de los cuales sólo 8 millones tendrán las tarjetas de acceso, indicó el especialista.

“La oferta en México está en una etapa incipiente. Si se compara con otros países de la región como Chile y Argentina, la situación en banda ancha móvil es de un poco de rezago”, sostuvo.

Prepago, precio y calidad

La pregunta es cómo hacer que el acceso a estos servicios se empiece a democratizar y para encontrar la respuesta basta con voltear a la experiencia en los servicios de voz, coincidieron los expertos.

Así, al igual que sucedió con la telefonía, los esquemas de prepago serán un elemento fundamental para masificar el acceso a internet móvil de alta velocidad, dijo Sebastián Cabello, director de regulación de la GSM Association.

“Los planes de prepago fueron fundamentales para universalizar los servicios de voz. y 92% de las conexiones móviles en México son de prepago”, indicó el directivo.

Adicional a esto, dijo Jiménez de Pyramid, la fórmula también debe integrarse con un mejor precio y calidad, pues actualmente las tarifas se ubican como una limitante de adopción significativa.

Para Carlos Blanco, director de investigación de mercado de Signals Telecomm Consulting, la tecnología de Tercera Generación (3G) a través de la cual se ofrecen los servicios de banda ancha móvil no puede competir directamente contra la banda ancha fija por razones de cobertura, precio y calidad, por lo que más bien se posiciona como complemento.

Beneficios

De acuerdo con Erasmo Rojas, director para América Latina de 3G Americas, la implantación de banda ancha móvil crearía 25 millones de puestos de trabajo en el mundo y sería financiada por capitales privados.

En las economías emergentes, un incremento del 10% en penetración móvil impulsa el crecimiento del Producto Interno Bruto anual en un 1.2 por ciento.

Pero en la medida en que la banda ancha móvil emule la revolución de la productividad generada por los teléfonos móviles, el impacto mundial sobre el PIB podría significar un incremento del 3 al 4%, indicó.

Más espectro

La GSMA coincidió con el beneficio económico que representa la banda ancha móvil, por lo que hizo énfasis en que se licite más espectro para el desarrollo de estos servicios.

Destacó que debido al ancho de banda requerido para este servicio y ante la alta demanda que se espera, la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) estima que en los próximos 12 años la industria requerirá tres veces mas espectro que en los últimos 20 años.

En este sentido, Rojas, de 3G Americas, consideró que en México es necesario que el gobierno asigne el espectro con intervalos mas cortos, después de la licitación que se realice a fines de este año o principios del siguiente para las bandas de 1.9 y 1.7-2.1 GigaHertz.

Ante esto, dijo, debe instrumentarse un plan para los próximos años para cumplir con los requerimientos de la UIT en el sentido de que se necesitarán en promedio 800 MHz en cada país para atender la demanda de servicios de banda ancha móvil.

De acuerdo con Rojas, en México la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) licitará en la próxima subasta, 120 MHz, que aunado al espectro que se tiene actualmente para estos servicios da un total de 250 MHz, por lo que se requerirán por lo menos otros 300 MHz.

“El gobierno debe revisar todo el plan de espectro para identificar las otras bandas disponibles para el despliegue de estos servicios, hay que explorar nuevas bandas”, subrayó.

Fuente: El Universal, México

Opinión