Inicio Tecnología. ¿Existe privacidad en la red en México?

¿Existe privacidad en la red en México?

 Los delincuentes informáticos que pululan en internet ya tienen preparado su “regalo navideño”: más correo electrónico basura, virus, troyanos, spyware y phishing. ¿No lo crees?

Para muestra basta un botón. El volumen de spam a escala mundial pasó de 31 mil millones de mensajes por día en octubre de 2005, a 61 mil millones de mensajes diarios en el mismo mes de 2006: un aumento de casi ¡100%!

Para este último mes del año, ejecutivos de IronPort pronostican que el número de mensajes electrónicos basura promediará ¡70 mil millones por día!

Recomendaciones

Nunca sobran las sugerencias para no caer en las redes de los espías, por lo que los especialistas en materia de seguridad recomiendan:

1 No abrir mensajes de remitentes desconocidos y, desde luego, no responderlos. Con frecuencia, los mensajes de spam incluyen software que permiten al spammer determinar cuántas —o cuáles— direcciones de correo electrónico recibieron y abrieron sus mensajes.

La mejor manera de lidiar con estos mensajes es eliminarlos, o dejar que algún filtro anti-spam los ponga en cuarentena. Si se responde a un mensaje de spam, incluso para solicitar que se elimine su dirección de la lista, sólo se habrá confirmado al remitente que la dirección de correo es válida, lo que convierte tu buzón en un blanco perfecto para enviar aún más basura.

Si no estás seguro que una solicitud de información por parte de una empresa es legítima, contacta directamente a esta compañía o ingresa directamente al sitio web.

2 Nunca hagas clic en hipervínculos insertados en mensajes de correo electrónico sospechoso. Ni siquiera cuando digan que sirven para cancelar una suscripción, pues podría infectar tu computadora con spyware o algún virus. Lo mejor es borrarlo de inmediato. Esta recomendación aplica, desde luego, para los mensajes que parecen provenir de bancos o de alguna otra organización que te pida hacer clic en una liga para validar sus datos. Simplemente borra el mensaje de tu cuenta.

Si tienes alguna duda acerca de un correo proveniente de una organización que te sea conocida, contáctala por teléfono.

3 No le compres a los spammers. El spam existe porque es redituable, es decir, casi no implica costo alguno para el spammer enviar millones de mensajes. Si por lo menos algunos en un millón realizan compras con ellos, estarán haciendo dinero. Así que nunca compres nada que provenga de un spammer, y recomienda a los demás que no lo hagan, sin importar lo buena que parezca la oferta.

4 Nunca utilices tu dirección de correo electrónico principal. Si empleas tu dirección de correo electrónico en cualquier lugar en internet, corres el riesgo de ser captado por los spammers.

Utiliza una cuenta de correo secundaria o temporal para las transacciones en línea. 10 Minute Mail (10minutemail.com), por ejemplo, es un proveedor de direcciones de correo que se autodestruyen en 10 minutos. Mientras existe, permite abrir y responder los correos que lleguen en el plazo señalado. Si el usuario lo requiere, ¡incluso puede solicitar 10 minutos adicionales de prórroga! La pregunta es: ¿para qué quiere uno una cuenta que se autodestruye? La respuesta es muy simple: suscripciones que evitan el spam

5 No seas ingenuo. Los correos electrónicos fraudulentos son frecuentes durante las épocas festivas, como la navideña. Los spammers recopilan cuentas de correo electrónico gracias a mensajes reenviados sobre tarjetas de felicitación u ofertas para regalos, por mencionar algunos ejemplos.

Situación en el país

Desde luego que nadie puede violar tu privacidad y para ello existen leyes.

Aunque este concepto es clave, muchos países en desarrollo aún no cuentan con una sólida tradición sobre la privacidad, y México se encuentra entre ese grupo de naciones.

Un enfoque común a la privacidad consiste en reconocerla como un derecho universal. Esta tendencia se fortalece con la transición hacia la democracia de numerosos países (incluido el nuestro), lo que permite un mayor compromiso con la defensa de los derechos humanos.

Como resultado, de acuerdo con el estudio sobre Privacidad y Derechos Humanos (EPIC: www.privacyinternational.org), en la actualidad más de 70 países cuentan con leyes que protegen (en mayor o menor medida) la privacidad de los individuos.

En contraste, 68 naciones cuentan con legislaciones que facilitan el acceso a la información pública, de acuerdo con el estudio.

Es lamentable que México no cuenta aún con una legislación de protección de datos, que cubra estándares internacionales como los establecidos por los países de la Unión Europea.

Por supuesto, este asunto requiere ser atendido lo más rápido posible, con el propósito de eliminar rezagos y proteger en su totalidad los datos personales de los mexicanos.

Hace algunos días, el 6 de diciembre, el Diario Oficial de la Federación publicó una notificación dirigida a las dependencias y entidades federales, donde se estipulan las “recomendaciones” acerca de las medidas de seguridad aplicables a los sistemas de datos personales. Las aprobaron los comisionados del Instituto Federal de Acceso a la Información Pública (IFAI).

Garantizan tu privacidad

La finalidad de estas medidas es proporcionar un mecanismo de confianza a los ciudadanos.

Así, tus datos personales estarán debidamente resguardados en las dependencias y entidades de la administración pública federal que decidan hacer caso de tales recomendaciones.

“Con la puesta en marcha de estas medidas de seguridad en la Administración Pública Federal, se pretende garantizar que no se haga un mal uso de la información personal como es el nombre, domicilio, patrimonio, inclinaciones políticas o preferencias sexuales, protegiendo de esa forma la intimidad de las personas”, estipula el IFAI.

Sin embargo, la adopción de estas medidas de seguridad sólo se presenta a manera de sugerencias, con la “esperanza” de que a mediano plazo se conviertan en un estándar para el manejo de los datos personales en todo el gobierno federal.

Mientras no exista una ley integral, la protección de la privacidad tendrá que impulsarse por los propios internautas, que disponen de diversas aplicaciones que proveen grados de privacidad y seguridad en sus comunicaciones por el ciberespacio.

Estos programas incluyen tecnologías de encriptación, navegación anónima y control de cookies, entre otras opciones disponibles contra el código malicioso. Por desgracia, las aplicaciones disponibles no protegen por completo la privacidad de los usuarios.

“No existe todavía suficiente legislación ni acuerdos internacionales que permitan poner un alto a este tipo de violaciones a la privacidad en internet. De ahí la necesidad de incrementar la cultura del usuario sobre la protección de su información personal”, comenta Jorge Padres, director para México y América Latina de IronPort.

En su opinión, en los tres siguientes años se verá una explosión del problema de código malicioso distribuido mediante el ciberespacio.

Así, México es ya el tercer país de América Latina que envía spam. El primer lugar lo ocupa Brasil, seguido por Chile.

“A partir del tercer trimestre de 2007, una tendencia para combatir la violación de la privacidad consistirá en la encriptación masiva de los mensajes electrónicos de los usuarios. Del mismo modo, se desarrollarán más y mejores herramientas para combatir el código malicioso en internet.”, afirma Padres. 

Fuente: El Universal, Computación, Por Hugo Sandoval Zamora

Opinión