Inicio Tecnología. Impuestos a Telecom pegarán al desarrollo

Impuestos a Telecom pegarán al desarrollo

CIDE advierte que se afectará riqueza por hasta 80 mil mdp

La aplicación del IEPS de 4% a las telecomunicaciones junto con el de 2% al consumo que propone el ejecutivo generaría una destrucción de riqueza potencial en el país de entre 20 mil y 81 mil millones de pesos, tan sólo por el impacto en telefonía móvil, de acuerdo con un estudio realizado por el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE).

“El costo del impuesto genera una reducción real en la riqueza de nuestro país, lo que es difícilmente sustentable en el entorno actual”, sostuvo.

Esto debido a que cada 10 puntos porcentuales de penetración del servicio de telefonía móvil se traduce en un crecimiento económico adicional de entre 0.6 y 1.2%.

Con estos nuevos impuestos habría un aumento de precios en los servicios lo cual redundaría en una baja en la penetración de entre 2.2 y 4.3 puntos porcentuales, que equivalen a alrededor de 2.4 y 4.6 millones de usuarios, indicó.

“Suponiendo que estos impuestos permanecen en vigor, en un plazo de 10 años, esto implica resignar a entre 1.7% y 6.8% de crecimiento del PIB per cápita para el país”, dijo.

El estudio del CIDE indicó que el costo total anual de una conexión de telefonía móvil (CTM) calculado es de 3 mil 111 pesos que incluye casi 861 pesos por llamadas y mensajes de texto en un trimestre, y la amortización del costo del equipo por dos años de uso, que es de 500 pesos al año.

Con los impuestos del IEPS de 4% y de 2% al consumo el CTM ascenderá a 3 mil 264.75 pesos, casi 5% más, advirtió.

El documento del CIDE precisa que en México existe una demanda insatisfecha de líneas de banda ancha de casi más de 1.5 millones, por lo que satisfacerla implicaría un aumento en la penetración en el corto plazo de al menos 1.4 líneas por cada 100 habitantes, es decir elevar ese nivel de 7.1 a 8.5 por cada 100 pobladores

“Este incremento tendría como efecto la creación de 38 mil 832 empleos nuevos, lo que significa aumentar a 2.8% la tasa de generación de empleo a nivel nacional”, destacó.

Indicó que los gravámenes que propuso el gobierno federal van en contracorriente de la tendencia internacional, donde los gobiernos buscan fortalecer mediante medidas, como subsidios, el sector de telecomunicaciones para usarlo como una palanca para el crecimiento económico y empleo.

Aseveró que una inversión eficiente en tecnologías de la información y comunicaciones (TIC) no sólo promueve la recuperación económica sino ayuda a México a salir de la crisis con una economía más competitiva y un desarrollo social más avanzado que antes.

“Es necesario una coherencia entre diferentes políticas y acciones regulatorias, lo que se puede lograr mediante un entendimiento del modelo de negocio de las redes de telecomunicaciones”, señaló el CIDE.

Fuente: El Universal, México

Opinión