Inicio Tecnología. Impulsan TI crecimiento de las empresas

Impulsan TI crecimiento de las empresas

Su uso eficiente crea diferencias y ventajas competitivas: IBM

En la actualidad tener un buen presupuesto para la adquisición de tecnología es importante para enfrentar los grandes retos que presenta el mercado, pero ¿está seguro de que lo que adquiere es lo que necesita para realmente impulsar el desarrollo de su empresa o negocio?

Para Marc Lautenbach, gerente general de IBM Américas, “más que sólo comprar tecnología para consumirla, las empresas deben usarla para crear diferencias sustanciales con sus competidores, tienen que ayudarse en la tecnología para detectar qué procesos manejan adecuadamente y por supuesto, para siempre estar a la vanguardia”, indica.

Entrevistado por El Economista, explica que la clave del desarrollo de las empresas es la innovación de procesos y procedimientos. Y es que en un mercado cada vez más saturado, con muchos competidores que buscan satisfacer las necesidades de los consumidores, es necesario que busque darle un valor agregado a sus clientes.

El encargado de las operaciones de IBM de todo el continente asegura que la inversión en tecnología para el desarrollo de las empresas “no tiene tanto que ver con la cantidad de dinero que gastan, sino con la calidad de lo que
adquieren y la forma en las que adecuan la tecnología a su modelo empresarial, para que las diferencie de todo lo que exista en el mercado”. Por ejemplo, usar la tecnología para tener mejores centros de atención a los clientes, sistemas más veloces que permitan ahorrar tiempo e incrementar productividad, lograr que la cadena productiva sea más veloz y con menos errores.

Tecnología a demanda…

En la década de los 80, IBM era sólo una compañía dedicada a la fabricación de hardware casi en su mayoría. Actualmente sus operaciones están divididas en software, hardware y servicios, esta última la de mayor demanda pues representa “prácticamente el 50% del mercado en México, porcentaje muy similar a lo que tenemos como corporación”, explica José Décurnex, presidente y director general de IBM México.

“Desde hace tres o cuatro años tuvimos una transformación hacia un modelo de servicios (…) muy enfocado al outsourcing o tercerización de operaciones y procesos, así como desarrollo y mantenimiento de las TI. Esto está englobado en el proceso de consultoría que desde hace tres años se volvió uno de nuestros pilares más importantes con la compra de PricewaterhouseCoopers Consoulting”, expone el directivo de IBM para México.

Si bien en nuestro país el mercado de outsourcing de TI “está en maduración -explica Décurnex-, sí se ha visto una evolución muy importante en los últimos cuatro o cinco años, donde las grandes empresas han tomado la decisión de
emigrar a un modelo de este tipo. “Las empresas han comenzado a buscar empresas como IBM no sólo para que corran sus centros de cómputo, sino para que intervengan en incorporar los mejores procesos de la industria y que ellos como compañía se puedan dedicar a su negocio tradicional”.

Para José Décurnex, el outsourcing de TI es una herramienta para el desarrollo de las empresas: “Yo diría que hay una conciencia muy fuerte y una maduración en las grandes empresas, pero aún es una tarea muy grande hacer que se interesen en él las pequeñas y medianas empresas”.

Y es justo en el mercado de las pymes en el que IBM tiene especial atención. “Estamos muy interesados en ese sector desde hace 10 o 15 años y recientemente hemos desarrollado productos especialmente para las pymes, para que tengan herramientas que les permitan crecer y desarrollarse; es un sector que ha conducido a nuestro crecimiento durante los últimos años. Representan 40% del mercado de las Tecnologías de la Información y para nosotros representa el 22% de nuestros ingresos”, comenta Marc Lautenbach.

La tecnología no quita empleos, los genera

Contrario a la idea generalizada de que la tecnología es enemiga de la mano de obra del hombre, José Décurnex explica que lo que “la introducción de la tecnología hace es eficientar muchos procesos, obviamente procesos que antes eran manuales, pasan a ser tecnológicos, pero por otro lado, se generan otro tipo de empleos”.

Por ello, los trabajadores pasan de ser la mano de obra a ser los desarrolladores, operadores y quien da mantenimiento a la tecnología. “Hace cuatro o cinco años abrimos una fábrica en Guadalajara y hoy tenemos a
más de 1,500 ingenieros mexicanos trabajando, no sólo para el país, sino para los laboratorios de IBM en Estados Unidos, es decir, los empleos que se generan son empleos de calidad, que son los que se necesitan en México”, asevera Décurnex.

“Yo creo que la innovación tecnológica impulsa la generación de empleos. Las empresas que se dedican al desarrollo e innovación de nuevas tecnologías continuarán creciendo, lo que se traducirá en mejores oportunidades laborales”,
complementa Lautenbach.

Fuente: El Economista, Andrey Valencia

Opinión