Inicio Apps y Gadgets. MWC: Los nuevos móviles son más grandes y rápidos

MWC: Los nuevos móviles son más grandes y rápidos

Los fabricantes de smartphones apuestan por dispositivos cada vez más grandes, rápidos y baratos, una tendencia que ha quedado patente en la primera jornada del Congreso Mundial de Móviles (MWC), en la que presentaron sus novedades compañías como Sony, LG, Nokia o ZTE.

El salón abrió hoy sus puertas en Barcelona y lo hizo con una gran afluencia de visitantes y con la presencia del Príncipe Felipe y representantes de las diferentes administraciones públicas, como el ministro de Industria, José Manuel Soria, o el consejero de Empresa y Ocupación de la Generalitat, Felip Puig.

En un evento considerado el primero de su sector a nivel mundial, en la inauguración de las conferencias el presidente de Telefónica, César Alierta, arremetió contra los “monopolios”, en referencia a Google y Apple, sobre los que los reguladores no actúan.

Alierta también recordó que las operadoras de telecomunicaciones son las que más inversiones realizan, mientras que “las de los demás son irrelevantes en comparación, pero ellos no están regulados… ni se les mira”.

En esta primera sesión no se anunciaron primicias mundiales, aunque las compañías pusieron de manifiesto cuál es el retrato robot del móvil estrella: dispositivos de diseño ‘monoblock’, con pantallas táctiles de unas 5 pulgadas, equipados con tecnología NFC, que permite pagar acercando el aparato a una terminal, con cámaras de hasta 13 megapíxeles y procesadores de cuatro núcleos.

Son, por tanto, móviles más potentes y rápidos que, por su tamaño, se asemejan e incluso convergen con las tabletas.

La compañía taiwanesa Asus presentó el PadFone Infinity, su nueva combinación de teléfono y tableta, y el Fonepad, una tableta de 7 pulgadas que funciona como teléfono y que saldrá a la venta en abril en Europa con un competitivo precio de 219 euros.

Nokia dio a conocer sus dos nuevos modelos de smartphone -el Nokia Lumia 720 y el Nokia Lumia 520-, que se comercializarán a partir de este año a precios “más asequibles” que los teléfonos de la misma gama lanzados hasta ahora.

La compañía finlandesa, además, lanzó otros dos modelos “fáciles de usar”, el 105 y el 301, que costarán 15 y 65 euros, respectivamente, antes de impuestos.

Sony anunció el inicio de un año de “ruptura tecnológica” con su móvil inteligente Xperia Z, cuya comercialización inicia precisamente hoy, y de su nueva tableta Xperia Z, superfina, de 6.9 milímetros de grosor y 10.1 pulgadas de pantalla.

La compañía japonesa, además, anunció que también fabricará móviles con el nuevo sistema operativo Firefox OS, desarrollado por Mozilla con el apoyo de Telefónica.

El Firefox OS es un sistema operativo para móviles inteligentes basado en la web abierta, lo que supone que todo lo que se desarrolla en internet se puede aplicar a estos móviles.

El fabricante coreano LG sacará al mercado a lo largo de 2013 un teléfono móvil inteligente con el nuevo sistema operativo abierto de Mozilla, sistema que apoya también Vodafone, según dijo hoy su consejero delegado, Vittorio Colao.

Otro de los protagonistas de la jornada fue la multinacional china ZTE, que presentó el primer móvil inteligente con Firefox OS, que se llama ZTE y se lanzará en España, Venezuela y Colombia a mediados de 2013.

El pago a través del teléfono móvil fue otro de los temas que centraron la sesión inaugural del MWC.

Visa, la mayor red de tarjetas de crédito del mundo, apuntó que en el último año se han multiplicado por cuatro las transacciones vía móvil, alcanzando el millón en España, y señaló que prevé que la mitad de las operaciones se harán a través de dispositivos móviles en 2020.

Por su parte, la plataforma de pagos en línea PayPal lanzó en Europa su sistema de pago por teléfono móvil, cuyo plan piloto empezó en la primavera de 2012 en Estados Unidos, Canadá, Australia, Hong Kong y Japón.

La automovilística Ford reveló la versión europea del todoterreno compacto EcoSport, que incorpora tecnologías avanzadas como un sistema que permite a los conductores controlar mediante la voz las aplicaciones de su teléfono inteligente.

EFE