Inicio Tecnología. Ola de fusiones podría contagiar al sector de redes de comunicación

Ola de fusiones podría contagiar al sector de redes de comunicación

Tras sobrevivir a tres años de recesión, los proveedores de equipos para las redes de comunicaciones mundiales se enfrentan a un nuevo reto: la repentina y veloz consolidación de sus clientes, las propias compañías de telecomunicaciones. 

La ola de adquisiciones entre operadores estadounidenses de los últimos meses – la más reciente es la propuesta de la semana pasada de SBC Communication Inc. para comprar AT&T Corp. por US$16.000 millones- está obligando a las fabricantes de equipos a reflexionar sobre su propio destino, incluyendo la posibilidad de unirse entre ellas. Las transacciones han puesto en la mira a varias compañías que están aún recuperándose del reciente declive y que podrían ser posibles blancos de compra, incluyendo la estadounidense Lucent Technologies Inc., la canadiense Nortel Networks Corp. y la británica Marconi Corp. 

Los títulos de Lucent llegaron a subir un 3% en jornadas pasadas ante los rumores en el mercado y los informes de los analistas de una posible fusión con la también estadounidense Motorola Inc. Algunas de estas compañías podrían también convertirse en compradoras para reforzar su posición. 

“Estamos interesados en nuevas alianzas y queremos ser un motor de la consolidación”, señaló un portavóz de Nortel. Otra empresa que podría ser un posible postor es la francesa Alcatel SA, cuyos planes de fusión con Lucent fracasaron en el último minuto en mayo de 2001, en parte debido a la percepción de Lucent de que la operación se perfilaba más como una compra que como una fusión entre iguales. Alcatel no quiso hacer declaraciones al respecto. Otros posibles compradores podrían ser Cisco Systems Inc. y Juniper Networks Inc., con el objeto de reforzar su negocio de telecomunicaciones a través de adquisiciones.

Ambas compañías están bien situadas para el giro en la industria de telecomunicaciones hacia los equipos basados en protocolo de Internet, pero no están muy bien en el terreno inalámbrico. La consolidación se suma, además, a un mercado ya menguado tras los años de expansión en los 90. Comparado con el año 2000, la cúspide del auge, el gasto en equipos en Estados Unidos se ha casi reducido a la mitad, a alrededor de US$45.000 millones el año pasado, según Lehman Brothers. 

Tras varios años de fuertes recortes en el gasto de las operadoras de telecomunicaciones, la inversión en nuevos equipos en EE.UU. creció el año pasado en un 5% y se prevé una expansión del 4% este año, según Lehman Brothers. 

“La clave real está en el crecimiento”, dice Krish Prabhu, presidente ejecutivo de Tellabs Inc., fabricante estadounidense de equipos de banda ancha y otros productos de telecomunicaciones. “Si nuestros clientes gastan sólo un 4% ó 5% más este año, simplemente no es suficiente para que todos estos proveedores sobrevivan”. La avalancha de adquisiciones entre las telefónicas y la probabilidad de que haya más en camino, limita aún más el mercado y puede que sea lo que finalmente empuje a algunos de los grandes a la consolidación. 

Hace tiempo que Cisco ha mostrado interés en convertir a Lucent en una compañía de servicios que serviría como un socio para diseñar las redes y vendérselas a las operadoras. Es más, proveedores convencionales de telecomunicaciones como Lucent o Nortel tienen una mejor relación con las telefónicas que Cisco y Juniper, lo que aumenta su atractivo para aquellos deseosos de quedarse con un pedazo mayor del pastel. Un factor imponderable son las compañías chinas, como Huawei Technologies Inc. 

Fuente: REFORMA, Viernes 11 de febrero de 2005

Opinión