Inicio Tecnología. Pide el Senado concluir conflicto SCT-Cofetel

Pide el Senado concluir conflicto SCT-Cofetel

En torno al conflicto en que están involucradas la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel), el senador priista Rogelio Rueda Sánchez hizo formalmente una solicitud para que se esclarezca ese diferendo.

La petición -planteada en la tribuna y turnada a la Comisión de Comunicaciones y Transportes- consiste en que Rafael del Villar Alrich y Gonzalo Martínez Pous, si deciden seguir ocupando los cargos para los cuales fueron nombrados por el titular de la SCT, Luis Téllez, se desistan del juicio de amparo promovido por ellos el año anterior.

Del Villar Alrich y Martínez Pous fueron aspirantes a integrar la Cofetel y se inconformaron porque no se les ratificó en tales puestos.

El punto de acuerdo presentado por Rogelio Rueda Sánchez, integrante de la Comisión de Comunicaciones y Transportes, también anota que “con pleno respeto de la actuación que corresponde al Poder Judicial, se exhorta a las dependencias del Ejecutivo en conflicto a alcanzar perentoriamente una solución que permita a los diferentes actores involucrados en las telecomunicaciones, así como a los usuarios de dichos servicios, tener la certidumbre y estabilidad requerida para su mejor funcionamiento”.

Rafael del Villar Alrich y Gonzalo Martínez Pous se desempeñan, respectivamente, como subsecretario de Comunicaciones y jefe de la Unidad de Asuntos Jurídicos de la SCT.

La presentación de la propuesta de punto de acuerdo por parte de Rogelio Rueda Sánchez es la primera intervención formal que surge en la Cámara Alta acerca del conflicto; según extendidas opiniones, podría lesionar la autonomía de la Cofetel, organismo que preside el exsenador panista Héctor Osuna Jaime.

Se prevé que dentro de las próximas sesiones ordinarias se presentará el dictamen que emita la Comisión de Comunicaciones y Transportes del Senado, que encabeza el legislador guerrerense priista Ángel Heladio Aguirre Rivero.

Fuente: El Financiero 

Opinión