Inicio Tecnología. Pobreza dificulta la cobertura telefónica

Pobreza dificulta la cobertura telefónica

Es difícil alcanzar una penetración de 100%, afirma estudio de CIU; de acuerdo con un estudio de The Competitive Intelligence Unit (CIU), el número máximo de usuarios que puede haber en el servicio de telefonía móvil en el país hacia 2010 es de 80 millones de clientes

El 20% de la población mexicana no cuenta con ningún servicio telefónico, ni fijo ni móvil, y se estima que debido a las condiciones de extrema pobreza de una parte de los habitantes del país nunca se alcanzará 100% de la penetración telefónica.

De acuerdo con un estudio de The Competitive Intelligence Unit (CIU), el número máximo de usuarios que puede haber en el servicio de telefonía móvil en el país hacia 2010 es de 80 millones de clientes. Esto significa que los operadores celulares se disputarán en los próximos cuatro años alrededor de 24 millones de nuevos clientes, sin necesidad de depredar entre ellas mismas a los abonados ya existentes.

Para el cierre de 2006, la consultora dirigida por Ernesto Piedras, prevé que existan alrededor de 56 millones de suscriptores del servicio celular.

“En la más reciente Encuesta de Ingreso y Gasto de los Hogares de 2004, se encontró que 17.3% de la población se encuentra en pobreza alimentaria o extrema. Debido a lo anterior, luce muy difícil que incluso en el mediano plazo alcancemos niveles de penetración móvil cercanos a 100%, como sucede en países del norte de Europa”, sostiene.

El estudio concluye que si se reduce de manera razonable la pobreza en el país, el techo del mercado potencial será superior a los 86 millones de usuarios del servicio.

Pero además de esto, la gran población que vive en pequeñas comunidades rurales disminuye el potencial de penetración del servicio de telefonía móvil en nuestro país, por la dificultad y baja costeabilidad de introducir infraestructura en esas zonas.

Agrega que entre los meses de octubre y diciembre se habrán sumado 1.1 millones de nuevas líneas en promedio por mes, lo cual implicará que en este año existirán 10 millones de usuarios más que en el 2005. De hecho, en los últimos cinco años la tasa de crecimiento de usuarios móviles ha sido de 23%.

“Es claro que no pueden seguir aumentando el número de líneas móviles indefinidamente”, destaca el reporte, al agregar que de manera inevitable el mercado alcanzará un punto de inflexión a partir del cual tendrá una desaceleración, la cual llevará a alcanzar un techo máximo.

Otra limitante de la penetración total del servicio es que difícilmente los menores de 10 años de edad tendrá algún teléfono celular tanto por razones de poder adquisitivo como por hábitos sociales asociados.

Al hacer una segmentación de la gente que cuenta con un servicio telefónico, CIU encontró que 32% de los mexicanos cuenta con líneas fija y móvil y 19% sólo tiene un teléfono celular.

Fuente: El Universal

Opinión