Inicio Articulos. ¿Por qué fracasan los proyectos de transformación digital?

¿Por qué fracasan los proyectos de transformación digital?

El 70% de las iniciativas de transformación digital fracasan, en parte debido a su ambicioso alcance

Transformación digital
Transformación digital

Actualmente, existe una intensa presión para usar tecnología avanzada para mejorar la toma de decisiones y acelerar el ritmo de trabajo.

‘Las empresas de hoy no pueden operar de manera efectiva sin la automatización y la inteligencia artificial que lo sustenta’, dice Chris Brahm, un especialista en análisis de Bain & Company.

Sin embargo, el 70% de las iniciativas de transformación digital fracasan. Los expertos en automatización dicen que hay tres razones comunes para esta estadística:

  1. La mala comunicación entre TI y el resto de la empresa.
  2. Proyectos demasiado ambiciosos.
  3. No preparar a los empleados para cambiar los flujos de trabajo y las responsabilidades.

Ante ello, las mejores recomendaciones para evitar caer en esta estadística son las siguientes:

 

Mantener la cercanía

Dado que el cambio de procesos es un resultado clave para los proyectos de transformación digital, las iniciativas de transformación más exitosas generalmente se originan en el la parte de negocios de la empresa y no en la de TI.

Como resultado, los equipos de negocios a menudo se ven tentados a dejar al departamento de TI fuera de la jugada. De hecho, sólo el 31% de las organizaciones creen que sus departamentos de TI respaldan los esfuerzos de automatización de procesos, según la consultora Deloitte.

Aun así, los proyectos dirigidos por equipos de negocios deben tener la colaboración con TI como su primer paso, en opinión de Ian Barkin, cofundador de la consultora de automatización inteligente Symphony Ventures. No hacerlo puede llevar a una serie de problemas.

Cuando los ejecutivos del sector empresarial excluyen a las TI, corren el riesgo de alienar una función que tiene cartas importantes en cualquier iniciativa de gran tecnología. Por ejemplo, si una nueva contratación se une a una empresa, en medio de un esfuerzo para automatizar el proceso de incorporación de empleados, TI podría restringir su acceso al correo electrónico, CRM y otros sistemas centrales.

Barkin recomienda que los ejecutivos de TI y la unidad de negocios se mantengan involucrados en cada paso de un proyecto, asegurando que sus equipos se mantengan en línea y brindando una guía clara desde arriba.

 

Prueba y aprendizaje

Los pasos individuales hacia un objetivo de automatización, por ejemplo, automatizar sus informes financieros de fin de año, pueden parecer fáciles. Pero las empresas suelen confundir una parte con el todo.

En particular, las organizaciones tienden a subestimar la complejidad de sus procesos internos.

Un mejor enfoque es abordar un subproceso a la vez, luego validar e iterar con otros. Este tipo de enfoque de ‘prueba y aprendizaje’ hace que sea más fácil detectar fallas y mitigarlas antes de que causen problemas más amplios.

 

Prepara a tu gente

Los proyectos de automatización digital a gran escala a menudo fallan porque los empleados no estaban preparados adecuadamente para el cambio. Al igual que las unidades de negocios deben trabajar con TI desde el principio, TI debe involucrar a Recursos Humanos (RRHH).

‘El cambio debe abordarse como una cultura, un proceso de trabajo y una transformación organizacional más amplia’, dice Tony Saldanha, ex vicepresidente de TI y servicios de negocios globales en Procter & Gamble. ‘El trabajo de cada líder de RRHH es tener una estrategia para la fuerza laboral digital del futuro’.

 

En resumen

La sinergia entre los departamentos involucrados, no sólo en la operación externa, sino interna de la empresa, es fundamental para llevar al negocio por buen camino, desde la parte financiera, operacional y, por supuesto, la tecnológica.

Empleados y directivos preparados y conscientes de lo que implica este proceso, al igual que la cooperación de todos los niveles de la empresa, facilitarán que ésta pueda migrar exitosamente al mundo digital, dejando atrás procesos obsoletos de operación.

Al final, el objetivo de esta implementación debe girar en torno a mejorar los procesos internos que resultarán en departamentos más productivos y que significan beneficios para la empresa.

Fuente: ServiceNow

Opinión