Inicio Tecnología. Portabilidad numérica, indefinición sobre costo

Portabilidad numérica, indefinición sobre costo

Otro punto de conflicto entre la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel), es la portabilidad numérica que nos permitirá finalmente a los usuarios conservar nuestro número si decidimos cambiarnos a otra empresa telefónica.

La Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer), que preside Carlos García Fernández, emitió el lunes su dictamen preliminar sobre el anteproyecto que desde el pasado 19 de diciembre entregó la SCT.

En su dictamen, la Cofemer consideró la opinión de más de 21 interesados, que fueron básicamente todos los concesionarios de telefonía móvil y fija. La Cofemer le pide a la SCT que mejore el proyecto de regulación de
portabilidad y le solicita: a) que atienda la opinión de la Comisión Federal de Competencia (CFC); b) que analice los 21 planteamientos que presentó el sector; c) que fortalezca la fundamentación jurídica del proyecto; d) que especifique cuál sería el número de administradores de bases de datos que se requerirá, y e) cuál es el universo total de proveedores de servicios con numeraciones asignadas.

Una vez que la SCT modifique el proyecto y lo envíe de vuelta, la Cofemer tendrá cinco días hábiles para publicar su dictamen final. El punto álgido es el cobro al usuario por la portabilidad y el costo de las inversiones que tendrán que realizar las empresas.

Al respecto, la Cofemer pide a la SCT que aclare los casos en los que la Cofetel deberá emitir una autorización sobre las tarifas que la empresas receptora aplicará al consumidor por la portación numérica. Desde luego no hay acuerdo entre los concesionarios sobre el cobro de esta tarifa y Teléfonos de México (Telmex), que evidentemente es el más afectado y pretende que se incluya en la tarifa los costos en los que incurrirán las empresas para hacer posible la portabilidad y que éstos sean pagados por la empresa receptora.

Evidentemente, si el costo es muy elevado no habrá incentivos ni para las empresas ni para los usuarios para la portabilidad numérica y no se cumplirá una de las condiciones de la CFC, que es fomentar una mayor competencia en el sector.

Lo interesante es que a Telmex no le conviene que se retrase más la decisión porque la portabilidad es una de las condiciones que estableció la CFC para que pueda arrancar en México la convergencia tecnológica o el triple play.

Fuente: El Economista, Maricarmen Cortés, México 

Opinión