Inicio Tecnología. Se atora la licitación de frecuencias

Se atora la licitación de frecuencias

Hay diferencias de opinión, reconoce el comisionado Gonzalo Martínez Pous

Las licitaciones de frecuencias para servicios de Internet y telefonía móvil “están atoradas” porque aún hay “diferencias de opinión” entre la Cofetel, la Comisión Federal de Competencia y la Secretaría de Hacienda en los límites para la concentración de espectro y los precios de referencia.

Gonzalo Martínez Pous, presidente de la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel), asegura que aún “falta claridad en los términos de la licitación”; la Cofetel aún sostiene pláticas con la CFC con el objetivo de que el órgano antimonopolios recapacite respecto del límite de 80 Megahertz que propuso para la acumulación de frecuencias por parte de las empresas y reconsidere la propuesta original de la Cofetel que supone 90 Megahertz (Mhz).

Entrevistado por el diario El Economista, Martínez Pous afirma que la Cofetel se mantiene firme en que con un tope más amplio para la acumulación de las frecuencias, el beneficio sería aún mayor para las empresas.

“Lo que estamos haciendo es demostrarle a la CFC con estudios técnicos los beneficios de nuestra propuesta y esperamos que reconsidere su posición”, detalla.

Mientras con la Secretaría de Hacienda se intenta llegar a un acuerdo en cuanto a los precios de referencia. Y es que hasta ahora, por la frecuencia de 1.7 Gigahertz para servicios de Internet, el precio de referencia es elevado.

“La Cofetel ha trabajado a marchas forzadas, si hubieran aprobado nuestras propuestas iniciales, la convocatoria habría sido publicada en septiembre, pero hay cuestiones que tienen que ver con terceros. Esperamos que en los próximos días ya pueda salir”, dice.

Órgano fortalecido

Martínez Pous aborda también la propuesta que recientemente presentó el grupo parlamentario del PRD para la creación de un órgano autónomo que sustituya a la Cofetel.

Y es claro al decir que las “funciones de la Cofetel las determina el Ejecutivo, y lo que realmente se necesita es garantizar la autonomía de la Comisión. Se requiere un órgano regulador, no un órgano político”.

Para fortalecerla, dice, es necesario que los procesos no se dividan entre la SCT y la Cofetel, que se centren en una sola autoridad. “Lo óptimo sería que la Cofetel tenga la facultad de impartir sanciones”, asevera.

En las sanciones donde se quedan “atorados” algunos temas, por ejemplo, comenta, la Cofetel propuso sancionar a Telmex por incumplir la consolidación de Áreas de Servicio Local y para Televisión Azteca por comercializar el decodificador Hi-tv, pero ambos asuntos fueron turnados a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes sin que hasta el momento haya una resolución.

En recuento

Tras haberse cumplido un año el pasado 2 de septiembre de su llegada a la Cofetel, Gonzalo Martínez Pous asegura que el pleno del órgano regulador ha impulsado y puesto en marcha mecanismos clave para la regulación del sector, como es el Plan Fundamental de Interconexión y el Registro Nacional de Usuarios de Telefonía Celular.

Y advierte: “El próximo año será fundamental porque viene la regulación asimétrica para algunas empresas a partir de las resoluciones de dominancia de la CFC”.

Fuente: El Economista, México

Opinión