Inicio Tecnología. Telefonía fija pierde ante redes móviles

Telefonía fija pierde ante redes móviles

El esquema “el que llama paga” no le ha beneficiado: Cofetel

En los últimos 10 años, desde que entró en vigor el esquema de “el que llama paga” en la telefonía celular, las redes telefónicas fijas han transferido recursos por 15 mil millones de dólares a las móviles como resultado de las distorsiones que existen en las tarifas de interconexión de estos enlaces, indicó Rafael del Villar, comisionado de la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel).

Esto debido a que las cuotas que pagan los operadores fijos a los móviles no están orientadas a costos.

El funcionario indicó que las tarifas de interconexión muy elevadas crean ventajas en costo a las grandes redes, pero cuotas eficientes no generan este tipo de ventajas a los operadores de menor tamaño.

Del Villar señaló que los efectos de que existan elevadas tarifas de interconexión son el incremento de costos a los competidores, el fortalecimiento del poder de mercado de las redes más grandes, la inhibición de la entrada a la inversión y a la innovación, y el desarrollo de nuevos servicios, como la banda ancha, por lo cual se reduce la oferta y cobertura de servicios.

Por separado, Axtel, empresa que no se adhirió al esquema de “el que llama paga” nacional porque considera que el nivel de estas tarifas que pagan las redes fijas a las móviles en el sistema de “el que llama paga” son muy elevadas, señaló que esta distorsión tarifaria ha derivado en un subsidio de los usuarios por casi 19 mil millones de dólares.

“Algunas autoridades han mantenido esta prerrogativa hacia las redes móviles de manera artificial, perjudicando el marco de competencia justa y equitativa del sector”, acusó la empresa regiomontana. Axtel promovió un recurso ante la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) para que esta dependencia revisara la resolución emitida por la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) sobre un desacuerdo en tarifas de interconexión entre esa empresa y Telcel.

Fue Del Villar, quien entonces era subsecretario de Comunicaciones de la SCT, quien realizó este proceso de revisión bajo otro modelo de costos y por el cual resolvió que estas tarifas deben ser de 55 centavos de peso por minuto para 2008, de 51 centavos de pesos para 2009, de 47 centavos para 2010 y de 41 centavos de pesos para 2011.

Estas cuotas son la mitad de lo que los operadores móviles acordaron con las redes fijas para esos años. Sin embargo, estas tarifas que resolvió Comunicaciones y Transportes no dejaron conformes ni a Telcel ni a Axtel, por lo que promovieron recursos judiciales que siguen en litigio.

En este sentido, Telcel consideró que este modelo tiene inconsistencias muy graves, como por ejemplo que establece un tipo de cambio nominal constante para el periodo de 2008 a 2011 de 10.80 pesos por dólar, así como que la tasa de impuestos que aplica es hipotética y está muy por debajo de la tasa real de ISR que hay en México, pues la contempla en 17.5% cuando en realidad es hoy de 28%, además de que omite incluir el PTU (Participación de los Trabajadores en las Utilidades) como un costo impositivo. Tampoco, según Telcel, hace diferencia entre el costo por entrega de tráfico en zonas urbanas y en zona rurales, entre otros factores.

Fuente: El Universal, México

Opinión