Videovigilancia 2.0 solución para mayor seguridad en las ciudades

Videovigilancia 2.0 solución para mayor seguridad en las ciudades

Extreme Networks proporciona la tecnología de la cámara Wireless AP 3916, la cual ofrece mejores servicios de seguridad o monitoreo en las ciudades.

Por Mundo Contact | 1 febrero 2017 | Boletines de Prensa, Tecnología

La seguridad es uno de los aspectos más importantes en la vida de una persona. En las ciudades con gran volumen de habitantes, este elemento se ve amenazado, por lo que los ciudadanos exigen que el Estado establezca la paz y la tranquilidad. La tecnología ha llegado a todos los rincones de nuestra vida cotidiana, incluyendo los asuntos de seguridad pública, en los que cada vez es más común que las entidades de gobierno recurran a medios tecnológicos para prevenir el delito y garantizar la seguridad de las personas.

Es por ello que, la videovigilancia se ha convertido en una de las estrategias de seguridad con mayor implementación a nivel global, ya que la instalación de tecnología sofisticada como las cámaras con video inteligente permiten detectar anomalías o emergencias de manera automática y alertar al personal de monitoreo de cualquier incidente, para obtener una reacción de respuesta inmediata.

En este sentido, la denominada videovigilancia IP es una tecnología que combina los beneficios analógicos de los tradicionales CCTV (Circuito Cerrado de Televisión) con las ventajas digitales de las redes de comunicación IP (Internet Protocol), permitiendo la supervisión local y remota de imágenes y audio, así como el tratamiento digital de las imágenes, para aplicaciones como el reconocimiento de matrículas o reconocimiento facial, entre otras.

Extreme Networks proporciona la tecnología de la cámara Wireless AP 3916, la cual ofrece una amplia gama de opciones de conectividad, así como visibilidad infrarroja, un amplio ángulo de visión y un micrófono unidireccional para capturar imágenes y sonido para servicios de seguridad o monitoreo. Gracias a su alto rendimiento, reduce los costos de instalación, cableado y energía. Extreme Networks pondrá esta tecnología a disposición de los mercados de México y América Latina a partir del segundo semestre de este año.

Desde que en el 2008 se aprobó la Ley que regula el uso de la tecnología para la seguridad pública en la Ciudad de México, se han instalado más de 15 mil cámaras operativas de vigilancia, que han ayudado a la detección de puntos de violencia, casos de secuestro, homicidios, venta de droga, robo de autos, asaltos y riñas callejeras, esto de acuerdo con el Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano (C4) de la Ciudad de México.

Gracias al uso de esta tecnología, en el C4 se graban a la semana dos millones 520 mil horas de video, que son custodiadas por personal de la Secretaria de Seguridad Pública, y a las que sólo tienen acceso los órganos encargados de la procuración de justicia. Asimismo, con el apoyo de estas cámaras se ha logrado detener hasta 300 criminales por mes.

La instalación de las cámaras de videovigilancia IP, proporcionan un sinfín de beneficios a diferencia de los circuitos cerrados de televisión, puesto que permite acceder a los videos desde cualquier lugar de la red, es decir, se pueden transmitir los videos en redes privadas y en internet mediante protocolos IP estándar. Asimismo, la tecnología de las cámaras inteligentes se adaptan a la infraestructura TI para reducir costes operativos y de capital.

Alrededor del mundo, la videovigilancia constituye un pilar importante para garantizar la seguridad de los ciudadanos, pues siendo el cerebro y ojos de la ciudad, no hay nada que pase desapercibido y que pueda ser atendido por las autoridades correspondientes. En las ciudades latinas, donde la inseguridad es uno de los temas principales en los gobiernos, la vigilancia por video es una de las respuestas para el combate de la seguridad en los países.

Escrito por Carlos Cisneros, Director de Canal para México y VECCA de Extreme Networks.

 

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *